Avisar de contenido inadecuado

las torturas en las carceles

{
}

El Comité Contra la Tortura presentará hoy su informe anual sobre las cárceles bonaerenses. Cifras sobre la violencia. La responsabilidad de funcionarios políticos, jueces y legisladores.

Por Horacio Cecchi

Se registran tres hechos de represión violentos por día en las cárceles provinciales.Decir que las cárceles de la provincia son violentas no requiere de demasiado estudio. Lo interesante es determinar de quién proviene esa violencia, cómo y por qué, cuantificar, cualificar y sistematizar la información. Y luego hacerla pública. Hoy, el Comité Contra la Tortura, de la Comisión Provincial por la Memoria, presentará su tercer informe cuyo título, El Sistema de la Crueldad III, es mucho más transparente que lo que encierran los muros sobre los que trata. Por un lado dice que se está hablando de un sistema de crueldad y no de un jefe de penal despiadado y corrupto; por el otro, el número, III, indica que si algo ha cambiado en estos años, ha sido poco. En rigor, el informe subraya la necesidad de reconocer que para solucionar el problema de la violencia carcelaria hay que reconocer y tener en cuenta que el sistema se sostiene sobre tres patas, los tres poderes del Estado. Una prolija y minuciosa tarea de recolección de datos del propio CCT fundamenta la presentación: basta decir que se determinó por cifras recogidas entre presos y por escuetas informaciones oficiales, que en las cárceles de la provincia ocurrieron durante este año seis mil hechos de violencia, a razón de 500 mensuales, de los cuales al menos ocho por mes resultan en muertes o heridas graves de una o más personas. Capítulo aparte merecen el maltrato a las mujeres con hijos prisionalizados y embarazadas, 76 y 22 respectivamente, en las cárceles bonaerenses.
memoria.jpg

El fallo Verbitsky de la Corte Suprema nacional, en mayo de 2005, puso un freno al crecimiento geométrico del hacinamiento en las cárceles bonaerenses: como cita el informe del CCT, la población carcelaria se redujo de 30 mil a 25 mil. Pero el descenso más notable se produjo en personas alojadas en comisarías, de 6035 se redujo a 2982, más del 50 por ciento desde el día del fallo de la Corte. Pero la situación sigue prácticamente igual: el 73 por ciento de los presos no tiene condena firme, o sea, para la Constitución es inocente y para los jueces, no.

Durante el primer cuatrimestre de 2007, la base de datos del CCT registró 2004 casos de violencia en las cárceles. La proyección anual indica que durante este año se produjeron al menos 6 mil hechos de violencia. El informe cita que "es notablemente alta la cifra de hechos de represión informados oficialmente. La proyección indica alrededor de 100 hechos violentos al mes, lo que en el total de cárceles provinciales hace un promedio de tres casos de violencia en la represión al día".

En el informe, además, la negativa del ex ministro de Justicia Eduardo Di Rocco a brindar información se mantuvo desde el inicio de su gestión. De todos modos, el CCT, por otras vías, logró relevar 66 muertes en un año, entre junio de 2006 y junio de 2007. El CCT presentó 572 hábeas corpus por agravamiento de las condiciones de detención (golpizas, torturas, traslados constantes, falta de asistencia médica) que afectaba a aproximadamente siete mil internos. Pese a las apelaciones ordenadas por el ex ministro, en el 73 por ciento de los casos hubo resolución favorable.

Capítulo aparte lo ocupa la situación de mujeres e hijos en prisión. El informe cita que entre la población carcelaria femenina, 76 mujeres están presas con sus hijos menores de cuatro años, que viven junto a ellas como presos. También el informe cita que a la fecha de su producción, había 22 mujeres embarazadas. Los jueces, como cita el informe, no aplican medidas alternativas a la prisión. Por otro lado, las cifras de fallecimiento por VIH siguen ocultas en un agujero negro, encubiertas con el diagnóstico de paro respiratorio no traumático.

La presentación del Informe III tendrá lugar hoy, en el auditorio del Colegio de Abogados platense, calle 13, número 829. En el panel estarán Adolfo Pérez Esquivel y Hugo Cañón, copresidentes de la Comisión por la Memoria; Víctor Abramovich, de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos; Alcira Daroqui, socióloga e investigadora. Y, especialmente, Cristian López Toledo, ex preso y testimonio viviente de que en las cárceles de la provincia la picana es parte del sistema.

* Aparecido en Página 12 el 12 de diciembre de 2007.

{
}
{
}

Deja tu comentario las torturas en las carceles

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar de usuario Tu nombre